Carolina Gómez realiza su primer antagónico


Carolina Gómez se convierte en la antagonista de ‘A corazón abierto’ (la gran producción de RCN, que ya ha sido estrenada en varios países), además, la hermosa actriz se prepara también para dos proyectos cinematográficos, entre ellos está la película ‘El paseo’, que será la nueva película de Dago García para el 25 de diciembre, y otra de la que prefiere no revelar detalles, pero se llamará ‘Cuénteme de usted’.

La actriz colombiana no se ha quedado quieta. Después de protagonizar ‘Marido a sueldo’, ha hecho cine (‘Saluda al diablo de mi parte’), grabó una serie española (‘Karabudjan’) y participó en varias series (‘Amas de casa desesperadas’, ‘Mujeres asesinas’, ‘Sin retorno’ y ‘Tiempo final’).

Además, hace unos meses estrenó novio (Borja Aguirre, asesor de imagen de la candidata presidencial Noemí Sanín), pero ella prefiere hablar de otras cosas. La ex reina de belleza aseguró que por el momento no hay heridas abiertas ni por el actor Martín Karpan ni por el fotógrafo Camilo Matiz, sus ex parejas.

-Carolina, ¿quién es Alicia en ‘A corazón abierto’?
Alicia es la esposa de Andrés Guerra, que es el personaje que hace Rafael Novoa, es ginecobstetra y tiene una especialización neonatología, es una mente muy inteligente, es una mujer que traza lo que quiere de una forma muy fuerte y lo que necesita, lo logra. Siempre su prioridad es su carrera, su vida profesional, realmente es su universo, eso es lo único que le importa, pero infortunadamente esas decisiones que tomó durante el pasado para poder tener el presente tan exitoso profesional que tiene, la han llevado a sentirse muy sola. Entonces, básicamente es una mujer supremamente exitosa, pero con un vacío emocional muy grande.

-¿Cómo llegó este personaje a tus manos?
Yo estaba haciendo ‘Amas de casa desesperadas’ en Buenos Aires hace dos años y fuimos a una comida con Fernando Gaitán y Jaime Sánchez Cristo y se me hizo la propuesta de hacer ‘A corazón abierto’, se abrió la posibilidad de hacer ya fuera el papel de María Alejandra o Alicia, cualquiera de los dos. Empezamos a tener conversaciones, se empezó a mirar el casting, se empezaron a hacer unos giros en la historia de la novela y pues terminamos en éstas felizmente.

-Este es tu primer antagónico, ¿qué tan mala es Alicia Durán?
No es mala en el sentido literal de la palabra, sólo que cree que el fin justifica los medios y es dueña de una sexualidad sin culpas ni complejos. Tiene una relación bastante dual con residentes y médicos. Digamos que ha pasado por las manos de todos.

-¿Qué fue lo que más te llamó la atención de Alicia?
Alicia es un personaje que está muy bien escrito en la serie original, es un personaje antagónico que nunca había visto escrito de esa manera. Habitualmente los antagónicos son mujeres, en mi humilde opinión, aburridas con la vida y por eso deciden ser malas, dañarle la vida a los demás. Este es un personaje que no está aburrida con la vida, que tiene una vida maravillosa, lo que pasa es que es una mujer que la ambición por el poder le ganó y se dio cuenta que esa ambición y ese poder genera un vacío muy grande. Perdió su hogar, perdió la posibilidad de tener un hijo, perdió a un hombre que era bueno, entonces ella lo que está haciendo es tratando de resarcir esas decisiones del pasado y enmendarlas y en el camino se tropieza y empieza a cometer errores, errores de una mujer muy inteligente, de una mujer un poco mal criada porque no está acostumbrada a no lograr lo que se propone porque profesionalmente siempre lo ha hecho. Entonces, yo creo que eso pudo haber sido lo que me llamó la atención, además que jugar a ser médicos siempre es muy divertido y meterse como en ese mundo de salvar vidas, de las cirugías y la acción. Los personajes cuando están involucrados hasta cierto nivel con algo de emoción y acción, como lo puede ser una cirugía, siempre me llamarán la atención.

-Ahora que conoces un poco más sobre el campo de la medicina, ¿qué es lo que más te ha gustado de esta profesión?
No creo que por este personaje valore la labor médica, porque es una profesión que he respetado y admirado toda la vida. Pero, me permitió jugar a ser médico y me permitió adentrarme y tener una relación un poquito más que tener algo en común con los médicos y es la medicina como tal; uno siempre tiene relaciones con los médicos como paciente, quejándose, enfermo, entonces es muy chévere ver la medicina a través de los ojos de un médico, porque es la ciencia, es el estudio, es la anatomía, es la emotividad que se maneja, la psicología. Un médico tiene una forma de ver la vida diferente a como la tenemos los civiles, entonces ver el mundo a través de los ojos de esas cabezas tan estructuradas, porque son cabezas muy estructuradas, muy racionales, es muy interesante, yo no soy una persona tan racional por naturaleza, soy mucho más pasional. Entonces eso ha sido muy chévere, pararse en una columna desde otro ángulo, ver la vida desde una perspectiva diferente.

-¿Cuál ha sido el reto más grande que has tenido que enfrentar para darle vida a este personaje?

No sé. Para muchos fue enfrentarse a las cirugías, enfrentarse a los efectos especiales de acá y a las cirugías reales a las que asistimos. Pero a mí la verdad la sangre no me asusta mucho, yo creo que ha sido más la historia y el producto como tal, el reto para todos, no sólo para mi, que el personaje en sí mismo.

-Al igual que Alicia Durán, ¿eres una mujer abierta en materia de sexo?
Digamos que soy una mujer que esta cómoda con su sexualidad.

-¿Y crees, como ella, que el fin justifica los medios?
No, definitivamente. Sin moralismos, por supuesto, pero no. Creo en el respeto hacia el otro. Habitualmente me pongo en los zapatos de los otros antes de actuar.

-¿Te basaste en un médico conocido para tu personaje de Alicia Durán?
Me asesoré de ginecólogos y neonatólogos. Pero hace unos años tuve un contacto directo, por un tema familiar, con una neonatóloga que me dejó muy marcada. Es admirable la pasión con la que atendía a sus pacientes y tomé esas actitudes de ella para este personaje. Íbamos a eliminar la terminología médica, pero los actores se la aprendieron tan bien, que eso hizo la serie más atractiva.

-¿Qué es lo que más te gusta de esta profesión?
Es rico estar jugando, vestirse y poder decir cosas que son irreverentes a veces y que, como no es uno el que las está diciendo sino la voz de uno a través del escrito de otros, todo se permite. Me gusta mucho de esta profesión, la libertad, la libertad que genera en el set, es una profesión que te exige todo el tiempo durante el desarrollo actoral, estar abriéndote a la infinidad de posibilidades que pueden existir. Yo creo que socialmente la gente tiende a ser muy contenida, incluyéndome a mi, nos educan a ser contenidos por educación, a no decir mucho lo que pensamos, y esta es una profesión que permite salirse de esta cosa tan seria a veces que uno tiene. Jugar a reírse, a pasarla bien. Cuando uno está en este ámbito, todo es posible.

-¿Has tenido la oportunidad de ver la versión original (‘Grey´s Anatomy’)?
Sí. Pero esto no es ‘Grey´s Anatomy’, eso hay que dejarlo claro, que a la gente le quede claro que ‘A corazón abierto’ no es ‘Grey´s Anatomy’. Se inspiró en ‘Grey´s Anatomy’, se adaptaron algunas situaciones, aquí nunca se había hecho un montaje tan grande como este para una producción de un hospital, una historia médica, sí había existido series y novelas y cosas de médicos, pero nunca en prime, con este montaje, con los actores que hay y con la inversión que se hizo.

-¿Qué te parece que hayan construido un hospital exclusivamente para esta producción?
Me parece que es una producción que le está apostando mucho a lo novedoso, que me parece fantástico. Me parece que el mercado colombiano ya está preparado para recibir este tipo de productos. Entonces yo creo que también le están apostando a eso, le están apostando a que si esto se iba a hacer en una vida hospitalaria, en un hospital universitario, tenía que haber este montaje porque esto en un set con poco color no funciona, tiene que montarse muy bien.

-Cuéntanos alguna anécdota de las grabaciones que quieras compartir con los lectores...
Honestamente no he tenido ninguna anécdota, lo que pasa es que acá se vuelve una cosa muy chistosa y es que de verdad aquí tu entras y hay un señor con un vidrio clavado en la cabeza y se la pasa todo el día con el vidrio clavado en la cabeza hablándole a uno, chorreando sangre, otro con un palo metido por el estómago, un señor con una infección en la espalda por unos chuzos porque hacía un acto circense y se le infectó un piercing que tenía en la espalda. Entonces ves cosas tan raras todo el día que es muy chistoso encontrarse, y ver estos maquillajes de efectos especiales y que a nosotros ya nos parece lo más normal, es como el pan de todos los días. Entonces más que una anécdota, sería eso, que es increíble a lo que ya nos hemos adaptado todos.

-¿Qué pueden esperar los televidentes de esta producción?
Pueden esperar algo muy novedoso, pueden esperar un trabajo en equipo muy profesional que yo creo que se ve en cámara, un trabajo que ha sido muy respetuoso, con mucha dedicación. Pienso que van a ver frescura, que es muy divertido ver cosas frescas, el hecho de que existan dos o tres casos por cada dos o tres capítulos, hace que la historia esté refrescándose todo el tiempo, lo cual es fantástico, porque existe un hilo narrativo permanente que es el cuadrado amoroso, porque no es un triángulo sino un cuadrado, entonces que lleguen personajes nuevos todo el tiempo, hay actores de una talla increíble entrando a la historia, está desde Alejandra Borrero, han pasado actores de talla maravillosa y es muy divertido ver esa frescura moviéndose, hay mucho movimiento. Entonces la gente puede esperar eso. Y bueno, Rafa que es un churrazo, que todas se mueren por él, un nivel actoral muy interesante también.

-¿Es la primera vez que compartes set de grabación con Rafael Novoa?
Nunca habíamos trabajado juntos actuando. Lo que pasa es que yo no siento que sea la primera vez que comparto con él, porque con Rafa hablábamos hace poquito, que desde muy niños hacíamos comerciales los dos. Entonces él alguna vez hizo una campaña de pizza conmigo, hicimos alguna vez una campaña de unas hamburguesas con Marcela Mar, entonces no es la primera vez que compartimos un set, pero actuando ya grandes como profesionales, sí. Yo quiero mucho a Rafa, él es una belleza.

-¿Has pensado en hacer teatro?
Teatro es algo que siempre me ha llamado la atención. Desafortunadamente, no he tenido el tiempo necesario para hacer una buena obra.

-¿Cómo te sentiste al participar en la serie española ‘Karabudjan’?
Fue increíble. La pasé maravilloso y me divertí mucho con el personaje de Paula Canneti. Fue un verdadero reto interpretar a una española. Es una serie policíaca, de seis episodios de seis horas, una experiencia muy interesante, porque es una producción cinematográfica llevada a televisión. Interpreté a Paula, una presentadora de un popular programa de televisión, famosa por su falta de escrúpulos y que se involucra en un triángulo amoroso.

-¿Y cómo conseguiste pronunciar el acento español?
Una vez interpreté a una venezolana y hablé en portugués como venezolana con acento latino, esta vez corregí los acentos y la entonación para que me creyeran más.

-Si no hubieras sido actriz, ¿a qué estarías dedicada?
A la presentación.

-¿Cuál es la parte que más te gusta de tu cuerpo?
Mis ojos.

-¿Qué clase de lujos te gusta darte?
Viajo lo más que puedo con mi hijo.

-¿Qué te queda de reina de belleza?
El cetro y la corona.

-¿Para qué te ha servido la belleza?
Para darme cuenta de que, a la larga, hasta la belleza cansa. La vida es mucho más que eso.

-¿Qué te espanta de un hombre?
Que omita verdades y que no tenga en cuenta lo importante que es el respeto hacia el otro.

-¿Cómo controlas los celos?
Compartiendo con un hombre que me dé seguridad y me respete.

-¿Es un buen negocio ser socia del novio?
Uno debe llevar el negocio y el otro, simplemente invertir. Así no se llevan problemas a la casa. Ahora, ¿quien manda a quien? He ahí el meollo del asunto.

-¿Qué te gusta hacer en tus ratos libres?
Me gusta hacer ejercicio cuando tengo tiempo, pero no me gusta estar acosada por el ejercicio, entonces cuando tengo tiempo libre voy al gimnasio, hago ejercicio, hago deporte, paso mucho tiempo con mi hijo, me gusta bailar, me gusta leer, tengo ganas de empezar clases de baile otra vez porque desde que empecé esta serie abandoné mi baile. Le dedico mucho tiempo a mi hogar y a mí. A estar yo conmigo misma consintiéndome, porque este es un trabajo en el que das todo el día, todo el mundo piensa que es de recibir todo el tiempo, pero te toca dar mucho todo el día, entonces a veces como que encerrase en esa capsulita de la casa es delicioso. Eso hago habitualmente cuando estoy fuera del trabajo.

-Después de ‘A corazón abierto’, ¿qué proyectos te esperan?
Tengo varias propuestas sobre la mesa. Las estoy mirando, apostándole a crecer cada vez más como actriz.